El Ejercito Rojo publica el primer disco de Luis Arronte

0
75
Luis Arronte es bien conocido por ciudades como Granada o Málaga, donde ha pisado casi todos los escenarios habidos y por haber enseñando sus canciones a un público que ha sabido apreciar su trabajo. El pasado septiembre grabó y mezcló once temas en El Refugio Antiaéreo con Pablo Sánchez a los mandos del estudio y Manuel Ferrón (Grupo de Expertos Solynieve) a cargo de la producción. El resultado de esa grabación salíó a la luz el pasado 9 de abril con el título de ‘Sólo ida’ (El Ejercito Rojo 2007), un primer trabajo en el que este granadino de adopción sabe contar historias cotidianas de una manera muy personal haciendo uso del pop y del folk de artistas como Nick Drake, Mark Kozelek, Wilco o Cat Power.

Hoy ha podido responder a algunas preguntas para Requesound.

Espacio publicitario

‘Sólo ida’ es tu debut musical aunque hasta llegar a este disco has debido de dar muchas vueltas por locales de ensayo, escenarios y bandas diferentes.

Como Dios manda. Considero necesaria esa etapa de sufrimiento en la que hacer música le cuesta dinero al autor. Es cuando se aprende de verdad el oficio. Además, he militado en grupos de emo core, instrumentales, de indietrónica, de rock… Cuanto más amplias tienes la visión y la conciencia del universo musical, antes averiguas a lo que quieres dedicarte. Al final me he decantado por un proyecto en solitario con acompañantes selectos, lo cual tiene sus desventajas –lo defiendo solo, no puedo compartir la gloria siempre, no puedo compartir la mierda siempre– y ventajas –las decisiones se toman enseguida–.

Ya has empezado a defender tus canciones en conciertos importantes teloneando a Los Planetas, ¿cómo está siendo la experiencia?, ¿qué otras actuaciones hay confirmadas?.


La experiencia es indescriptible. No sólo por telonear a una banda nacional con quince años de trayectoria; impresiona mucho a un músico de carga y descarga en bares sin licencia verse en el camerino de una sala con 1.200 personas de aforo y 25 minutos de atención. No sé a cuánta gente le está gustando, pero esa sensación me la guardo para mí para toda la vida. Hay confirmadas varias actuaciones más: vuelvo a repetir con Planetas en Vigo y Santiago de Compostela (creo que está todo vendido), telonoeo a Christina Rosenvinge en el teatro Isabel la Católica de Granada el 9 de mayo, y hay pistas para presentar con banda en Planta Baja, pero hay que cerrarlo.

Tú eres el padre de las canciones pero muchas de las que hemos podido oír en el disco vienen apoyadas por una banda de músicos que parecen haberle aportado mucho a los temas.

Miguel y Pablo forman un equipo de bajo y batería indestructible. Se conocen desde hace mucho y eso se nota. A eso hay que añadir que se han implicado mucho y a todos los niveles con las canciones, y que han tenido mucho protagonismo en canciones como ‘Ciencia Ficción’. Jesús es un guitarrista de batalla, un generador de ideas constante, y además cuenta con la baza de la técnica y la teoría bien aprendidas.

¿Te acompañarán estos músicos en tus conciertos?

Sólo en algunos. Lo bueno de haber compuesto estas canciones como canciones de palo es que puedo ir a tocarlas a una sala pequeña yo sólo con poco tiempo de reacción. Para mover a toda la banda hacen falta más planes y algo más de presupuesto, claro. Cuando toco con ellos me siento más seguro y arropado, y cuando lo hago solo me siento más libre y permeable. Son cosas diferentes.