Conversaciones con el bicho

0
47

Admitamoslo, no tengo ni pajolera idea de cómo se hace una entrevista, no se qué preguntar que no sea un tópico, no me sale de dentro poner una grabadora en la boca a un entrevistado, de hecho, no me veo en el papel de extractor de palabras. Así, cuando llegamos a la trasera del escenario montado en el cuartel de Artillería de Murcia (si, ese que le fue vetado a Fermín Muguruza por bobaliconería política) y contacté con Carlos (a la sazón bajista de Elbicho), la entrevista empezó ella sola en forma de conversación. Ni si quiera esperamos a que concurrieran todos los miembros de la banda. Simplemente nos pusimos a charlar. En los primeros compases de la conversación, a Carlos se le unió David (percusión) blandiendo unas sillas de plástico para ponernos cómodos y Toni (Batería). La charla ya estaba en marcha y menda no sacó la grabadora porque me daba “corte”, jeje.
Comentábamos la falta de gracia de las típicas preguntas de radio-fórmula
y Carlos nos contaba cómo una vez Miguel se levantó y se fue de una entrevista
en la radio. “Para responder a un formulario, nos quedamos en casa y
les mandamos uno relleno
“.
El Disco:
Les pregunto sobre la influencia que los productores (Tino
di Geraldo y Guillermo Quero) y los músicos que han intervenido en su primer
trabajo han tenido en el sonido final del disco. La respuesta de los tres
es unánime. “Ha sido una suerte poder contar con la producción y
la colaboración de músicos de lujo, pero no hubo mucho arreglo, el sonido
es el sonido de Elbicho”
. Lo tienen tan claro que no necesitan dar
más explicaciones. Todas las respuestas fueron así, contundentes y sencillas.
Sin falsa modestia pero sin alardes. Es primordial el entendimiento y el
respeto en un productor musical para con los que han parido las canciones.
Y en este caso ha sido así.
Les comentamo el caso de otros (EA!, sin ir más lejos), que al pasar por
las manos de músicos/productores de alto nivel, perdieron un mucho de su
esencia en estudio. Profundo respeto en las respuestas. Me vuelven a recordar
que, en todo caso, Elbicho son 7 tíos haciendo lo que les sale y
que en la grabación salió eso, solo que arropados por “lo mejorcito“.
Les pregunto sobre su evolución encima del escenario desde que los vimos
allá por Marzo. Toni respone: “Llevamos tres años tocando exactamente
igual, lo único que con escenarios cada vez más grandes, y que tocamos más
gracias a Carlos (señala a nuestro primer contertulio), que tiene muchos
contactos, jeje
“.
Aun así siguen en sus trece de no hacer maratones de bolos. Carlos nos recuerda
que no les va el rollo de hacer 25 bolos en un mes “la gente hace eso
por acumular pasta, preferimos no llenarnos de billetes y disfrutar con
lo que hacemos. Si hiciéramos cientos de conciertos en un verano, no sería
Elbicho lo que suena. Igual que no concibo un músico mercenario dentro
del grupo, leyendo lo que tiene que tocar en un papel. Yo a veces pido que
suban el volumen de los monitores, que es increible, solo por el gusto de disfrutar
esa flauta o esa percusión o esa voz. Imagino que abajo se escuchará genial, pero aqui arriba también
lo pasamos puta madre y nos gusta escucharnos a nosotros mismos y disfrutar.
“.
A lo de si se puede vivir haciendo tan pocos conciertos, Nos dicen poco
más o menos que si, que tienen techo donde cobijarse y una loncha de jamón
que echar al bocata. Que se necesita poco más pa tirar p’alante. ¡Ole sus
redaños!.
A todo esto veo que David se le acerca a Txus con cara de sorpresa
y le pregunta si es que no estamos grabando la conversación. Le decimos
que no y no se le quita la cara de

Espacio publicitario