David Johansen y Sylvain Sylvain anuncian la grabación de un nuevo álbum de los New York Dolls

0
70

[img]http://www.requesound.com/imagenes/g_newyorkdolls.jpg[/img]

Una de mis bandas preferidas de la segunda mitad de los años setenta, una banda efímera, marcada por los excesos y por luchas insalvables de egos, los New York Dolls se reunirán de nuevo. Auténticos precursores del punk y verdaderos iniciadores de la efervescente escena musical neoyorquina de finales de los setenta, los Dolls, desgraciadamente, solamente se reducen a David Johansen y Sylvain Sylvain: el resto de la banda original se quedó en la carretera sin posibilidad de retorno.

La influencia de los Dolls ha sido y es muy alargada-. La energía, la actitud, la prodigiosa asimilación de influencias musicales, les convirtieron en un referente decisivo para bandas emergentes en el circuito neoyorquino. Con solamente dos álbumes oficiales publicados, los Dolls dejaron un legado que no supo verse en su momento: muchos críticos sesudos despreciaron a la banda en su álbum de debut, despreciándoles por su sonido, por su estética y su irreverencia.

Ahora, Johansen y Sylvain anuncian un nuevo álbum, después de haber presentado su directo desde 2004. Un álbum que, según el propio Johansen, será producido por el gran Todd Rundgren, el músico prodigioso que produjo el primer álbum de la banda neoyorquina. Todo ello para intentar capturar la magia hipnótica de las motas del primer álbum. También prometen salir de gira para presentar el nuevo disco que todavía carece de un título definitivo.

La asimilación de influencias inteligente y el salto adelante que los Dolls realizaron con su primer disco es muy improbable que se pueda repetir ahora. A pesar de contar con un músico y productor extraordinario como Rundgren, los Dolls, sin Thunders, Kane y Nolan, nunca serán los mismos. Ni la época, ni las circunstancias son las mismas, aunque siempre es posible dar una oportunidad a dos músicos que lideraron una avanzadilla musical irrepetible y absolutamente catártica.

Transgresores, inquietos musicalmente. Las muñecas de Nueva York amenazan con atacar de nuevo. Aunque, fatalmente, nada podrá resucitar a los muertos.