Entrevista con Pablo Novoa

0
80

Pablo Novoa significa muchas cosas. Pablo Novoa pertenece a una raza de músicos que se instala en el cuarto de atrás, pero que resulta imprescindible. Fuera de los focos, libre de prejuicios musicales, multiinstrumentista

Y ante todo un tipo encantador.

Espacio publicitario

Esta es la entrevista que he tenido el inmenso placer de hacerle.

[img]http://www.festivaldecans.com/2006/imagenes/Pagina/JoseleEPabloPeq.jpg[/img]

¿Cómo empezó un chavalín de Vigo a aporrear la guitarra de manera, digamos profesional? ¿Qué es lo que te convenció para dedicarte a la música profesionalmente?

Empecé como todos, aprendiendo de mi hermano, de compañeros mayores…porque me gustaban los Beatles, la música de las películas..esas cosas. Como todos, me encantaba la idea de dedicarme a la música, pero estudié Químicas pensando que era muy difícil. Fueron las circunstancias las que me llevaron a hacerme profesional, sobre todo fue el éxito de Golpes B. el que me hizo aprender mucho y decidir intentar dedicarme a esto. Así, sin creermelo mucho, hasta hoy.

¿Podrías describirme el ambiente musical que se vivía en Vigo a finales de los setenta, primeros ochenta? ¿Existió lo que periodistas musicales llaman “movida”?

En los 80 en Vigo había un grupo de gente con inquietudes que se buscaba la vida para obtener información musical del Punk, la nueva ola….que era algo nuevo y diferente de un jazz muy soso que era el que conocíamos. Eramos pocos pero nos intercambiábamos formando varios grupos y propuestas diferentes. Supongo que éramos una Movida, pero se presentó con una grandilocuencia que me parece excesiva.

¿Cómo fue tu experiencia en Golpes Bajos?¿Estás satisfecho de lo que hicisteis?

Golpes fue una gran experiencia. Aprendí mucha música,conocí el negocio, grabar, tocar por toda España. Yo creo que fue el empujón inicial como músico.Sigo pensando que la música que hicimos es muy digna. Es un pasado del que estoy muy orgulloso

La Marabunta es un grupo de culto, yo diría que, incluso, solamente dentro de los propios músicos contemporáneos vuestros ¿cómo se gestó el grupo y a qué atribuyes tú el carácter maldito de la banda?

La Marabunta partió de la idea de Nicolás Pastoriza de hacer canciones conmigo. Fuimos trabajando, sumando gente y decidimos intentar hacer un grupo. Ricardo Moreno y yo salimos de los Ronaldos porque era incompatible estar en 2 proyectos a la vez. Lo intentamos, pero durante 4 años y 3 discos no fuimos capaces de obtener una situación económica mínima para subsitir y lo dejamos. También estoy orgulloso de esta etapa pero fue imposible mantener el grupo.

Has colaborado con lo más selecto del rock’nroll nacional, como músico, como imprescindible músico de sesión ¿cuáles son los criterios que utilizas para querer colaborar con músicos que piden tu ayuda?

El criterio fundamental para trabajar con alguien es que piense que tenga talento y proponga un proyecto excitante. Eso es lo que más me mueve. Evidentemente el dinero también pesa. Vivo de esto y no puedo dedicar todo mi esfuerzo a trabajos en los que no gano nada. Osea que uno va combinando proyectos donde cobra con otros donde no hay un duro pero tratando de hacer cosas artísticamente dignas.

Precisamente, como músico de apoyo, tocaste con Los Enemigos en su última etapa ¿cómo fue tu experiencia con ellos, teniendo en cuenta que ya se estaban viviendo los últimos bolos?

Los Enemigos era una gran banda; fue un honor colaborar con ellos. Ahí comenzó mi contacto con Josele. Es muy respetable que después de 17 años la gente decida tomar por su propio camino. Yo creo que es ley de vida.

Personalmente, tu disco “Novoa cruza el Atlántico” me parece un disco estupendo, pero pasó completamente desapercibido ¿porqué siendo en esencia un músico de rock’n’roll te centraste en t