Conversaciones con Mon Castellanos: La coherencia de un baterista se llama pasión.

0
2
Mon Castellanos
Mon Castellanos

Entrevistar, más bien charlar, con un amigo que, además es un músico de vocación y devoción y que, por azares de la existencia, fue miembro de uno de los grupos más queridos y agasajados en estas páginas, es tarea difícil, si esa charla o conversación es publicada en un medio de acceso público….y notorio.
No obstante, el interés del personaje, merece que se publique un extracto de una conversación interminable: con Mon Castellanos, baterista, me une, además de afinidades musicales, una amistad estrecha, que deriva en charlas que, para personas ajenas a ellas, podrían resultar ininteligibles o, directamente, absurdas. Por ello, he intentado descifrar nuestro código particular en este diálogo espontáneo que, ya digo, podría cubrir capítulos enteros ¡qué digo! volúmenes de presencia intimidante…..

¿Quién o qué te incitó a amar la música?
Sin duda alguna mi padre, Cuco Castellanos, el tocaba piano. Jazz, Soul, Blues, Bossa, Boogie y R&B eran los estilos. Desde que nací le escuchaba tocar clásicos de Oscar Peterson, Aretha Franklin, Stan Getz y Astrud Gilberto,  etc. y por supuesto en el equipo Telefunken siempre estaban sonando esos vinilos a los que se sumaban cosas tan dispares como Beatles, Lynn Anderson o Frank Sinatra. A esto añadir que mi tío Jose Manuel, su hermano, tocaba también la batería. ¡¡ Que modernos!! ¡¡Eran los 60 en Santander…..!!

¿Por qué elegiste la batería?
La respuesta es clara, porque me llamó la atención desde el minuto uno. Nada más escuchar esa música quería tocarla.

Innegables influencias compartidas……… atrévete a considerar tu influencia musical más imperecedera.
Pues sin duda alguna The Beatles.

¿Cómo entraste en tu primer grupo?
Por medio de Raul Castañera, bajista de Los Nada (Maximum R&B) él fue quien me llamó para empezar a tocar.

¿Tu primer bolo en el que tocaste que recuerdes…?
Pues tengo lagunas pero fue con Los Nada y creo que fue en La Bolera de Torrelavega, haciendo de teloneros para Kortatu………..no se a quien se le ocurrió la brillante idea de meter a un grupo de garaje-mod como éramos nosotros para telonear a unos punkies….joderse.

La banda que se ha convertido en legendaria, Los Nada….coméntame algo sobre esa época….y sobre la banda, que te llevaría a la siguiente…..
Sobre esa época puedo decir que era el año 83/84 más o menos y que nos bebíamos los cuba-libres de dos tragos….uufff. La banda la formábamos Raul Castañera (bajo), Juanjo Berenguer ( Guitarra) y un servidor en la batería. Posteriormente en el 86 /87 entraría Hendrik Röver como “segundo” guitarrista….tela, que fue a posteriori, concretamente en el año 89, cuando nos deshicimos los Nada, quien me llevó a tocar con Los Del-tonos.

Diste el salto a los Del Tonos, en la época feliz del Soto Bar (garito sentimentalmente unido a mis años felices….); José María Soto, dueño del susodicho tugurio junto a Lipe su hermano, produjo el primer EP del grupo, aunque todavía no estabas en la banda ¿Cómo fue el proceso de tu incorporación a los Del Tonos?
Pues como respondo en la pregunta anterior, Los Nada nos separamos en el 88/89 por motivos que no vienen a cuento relatar ahora. Entonces Hendrik, que premonitoriamente en el EP que mencionas antes, cuando me lo regaló, escribió en el: “Mon, apréndete estas canciones porque quien sabe si algún dia……….”. Ya sabía el de que estaba hablando…jejejeje. Y efectivamente, las aprendí y comencé a tocar con Los Del-Tonos.

¿Qué recuerdas de la época del Soto Bar? Una parroquia “respetable”, unos dueños apasionados por la buena música……
Del Soto Bar todo son magníficos recuerdos. Allí fueron los primeros conciertos que hice con Del-Tonos en Santander……aquello era liturgia. También el Soto Bar, cuando la banda cobró auge a nivel nacional, se convertiría en el laboratorio de preparación de giras. Comenzamos por ejemplo, el ZZ Top Tour que rodó por salas de casi toda la geografía Española. Añadir a esto que fue allí donde grabamos dos directos, uno con un pianista Austriaco, cuyo nombre creo que era algo así como Dietmar Bitsche …..ufff que difícil……en el que todo eran standards de Blues y Boogie como por ej “Dust my broom” etc. El otro fue el de inicio de la gira de versiones de ZZ Top……..cuyo nombre creo que era algo así como Los Del-Tonos ZZ Top…….lagunas, a la vejez viruelas. Para finalizar decir que a los mandos técnicos de todos estos saraos siempre estaba el gran Jose María Soto.

Disco producido por Fino Oyonarte, exitazo del Tour Enfermo…..¿qué puedes contarme sobre la grabación de vuestro primer disco “Tres Hombres Enfermos”?
Pues así a bote pronto puedo decir que fue algo muy espontaneo y fresco, cosa que creo se refleja claramente al escucharlo. También recuerdo que lo grabamos muy rápido, nos sabíamos los temas de “p a pa”, ya que llevábamos muchos conciertos a las espaldas. En cuanto a la labor de Fino creo que fue impecable, sin duda supo reflejar perfectamente el espíritu y sonido de la banda, limpio, contundente, fresco y……rapidoooo. El disco suena, incluso a día de hoy, han pasado 26 añitos, y repito el adjetivo……..fresco, muy fresco.

Vuestro directo se ha convertido en legendario y objeto de muchas leyendas urbanas y también rurales ¿Cuál era el ingrediente para expulsar tanta energía y diversión?
La respuesta es clara: Pasión.

Dejaste Deltonos, pero continuaste en la música, como no puede ser de otra manera….Cuéntame algo sobre tu primera colaboración con Scotty Bango – músico norteamericano residente en Santander- y, especialmente, sobre los Back Stabbers, grupo sofisticado, con un directo vibrante, recuerdo con cariño vuestros fabulosos directos….
Pues a Scotty Boy lo conocí a través de Carlos “Manguis” que por aquellas cantaba en un grupo en el que en la guitarra estaba Fernando Macaya (curiosamente a día de hoy guitarrista de los Deltonos…….que vueltas da la vida oye) en el bajo Goyo “Chiquito” y en la batería Toño Lopez Baños y se llamaban “Los Canallas”.Bien, pues como dije antes, Carlos “Manguis” me comentó en una de esas visitas a la tienda de instrumentos musicales de Maki (Fernando Macaya), centro neurálgico de reunión de músicos de toda índole, que Scotty y el desafortunadamente desaparecido Felix Antolin “Tolo” (gran pianista de jazz funk) estaban buscando batería para hacer una banda, y que creía que yo era el candidato perfecto para ese proyecto que a posteriori se llamaría “Backstabbers”. A modo de anécdota diré que nuestra primera cita…….(ohhhh, que romántico) fue en un “clinic” del gran batería Salvador Niebla en “Tantin”. A partir de ahí entablamos, pese a ser dos personalidades totalmente diferentes, yo incluso diría que opuestas, una muy buena amistad por mil motivos, 950 de ellos, profundas coincidencias en gustos musicales.
Aquí solamente añadir, que en este periodo, justo antes de “Backstabbers” año 97, tuve otra formación de Power-Pop llamada “Mr Snoid” en la que me volví a reunir (de nuevo…….que vueltas da la vida) con Juanjo Berenguer mi antiguo compañero de fatigas guitarrista de “Los Nada

¿Qué pasó para que os disolvierais….y qué pasó después?
Esta pregunta creo que es mejor obviarla. No quiero entrar en estas disquisiciones, básicamente por no poner a nadie en evidencia. Gracias.

Sweet Daddy Ray, otra vez con Scott…….os recuerdo tocando unas versiones maravillosas…….y contundentes temas propios……¿qué destacarías de la banda?
De Sweet Daddy Ray destacaría la fidelidad y pureza con la que interpretábamos los temas, sin dejar de lado, si cabe, nuestra pequeña aportación personal a cada canción, porque evidentemente estamos hablando de “The Band”, “Dylan”,“Gram Parsons”, “Lennon”, “Stones” etc etc y evidentemente aportar algo interesante ahí es complicado.

 

La necesidad de acotar nuestra conversación merece una pausa, con un futuro que alberga horizontes prometedores: En la actualidad, después de su partida de “Sweet Daddy Ray” y tras dar rienda suelta a su permanente inquietud musical, colaborando con proyectos efímeros, Mon Castellanos colabora junto a Chema Palenzuela (teclados) y Sergio Mayoral (trompeta) en la banda “Funk Indigo”, música instrumental absolutamente inclasificable, con desarrollos sorprendentes, acuñando la máxima “menos es más”. Muy pronto, podremos contar en estas páginas la publicación de su primer larga duración, que se convertirá, estoy seguro, en una delicia que paladear por tragones musicales con la sensibilidad necesaria.

Paralelamente, el amor de Castellanos por el soul y el rhythm and blues, se expresa en jueves alternos en la sala santanderina Niágara, con la banda “The Soul Jammers”, una banda de solidez más que afianzada, ejecutora de versiones con aportaciones personales (además de Mon, y, entre otros, interviene el ya citado Chema Palenzuela, un teclista de una versatilidad gratificante, quien colabora con el baterista en “Funk Indigo”)….y, entre otras actividades, Mon imparte clases a concienzudos bateristas noveles, no dejando de estudiar y reinventar su instrumento.

Una cosa es cierta: Esta conversación continuará, esperemos que con el idóneo pretexto de publicar una entrevista con los integrantes del nuevo retoño de este baterista permanentemente alerta, los Funk Indigo.

Bases Rítmicas
by Mon Castellanos & Ina Ragtime Willie

Cariño – Los Nada
They are all in love – The Who
Keep your bussines straight – Los Del-Tonos
The one I love belongs to somebody else – Basie/Brown/Bellson
6345789 – Los Del-Tonos
Workin man blues – Jerry Lee Lewis
Calamar – Los Deltonos
I worship the ground you walk on – Etta James
Mejor – Mr Snoid
Lawdy Miss Clawdy – James Booker
Rumour sets the woods alight – Mr Snoid
Please be with me – Duane Allman
When you go down – Backstabbers
Soy un pato – Pablo Novoa
Ramon’s Window – Sweet Daddy Ray
Ninety nine and a half – Wilson Pickett
Lou Reed – Band Dessine